¡Con récord mundial y récord olímpico! ¡Yulimar nos dio la primera medalla de oro en Tokio 2020!

Dejó 15.41 y 15.67, respectivamente, en su primer y último salto. Foto olympics.com

VEA / Ildegar Gil

Queda para los investigadores deportivos indagar si algún o alguna atleta impuso récord en su primer intento en Juegos Olímpicos, antes que la venezolana Yulimar Rojas lo hiciera este domingo 1 de agosto en Tokio 2020 para ganar medalla de oro. ¡Sí!, leyó bien: antes que lo hiciera Yulimar, porque la caraqueña lo implantó al saltar 15 metros con 41 centímetros (15.41) y superar el 15.39 que la camerunesa Francoise Mbango dejó el 17 de agosto de 2008 en el salto triple de Beijing.

Pero la tarea se les tornará más compleja, cuando deban precisar quien batió marca mundial al culminar su última zancada ¡en la misma jornada!, porque Yulimar ¡también lo hizo posible!: Calzó 15.67, es decir 17 centímetros por encima del 15.50 que reinaba desde el 10 de agosto de 1995 a nombre de la ucraniana Inessa Kravets.

La criolla, gran favorita desde mucho antes del inicio de los juegos universales, marcó territorio desde el primer momento. Ninguna de sus adversarias llegó a poner en peligro su metal áureo. La portuguesa, Patricia Mamona, a la postre portadora de la guirnalda de plata gracias a su 15.01, nunca significó un riesgo para la bolivariana. De ahí hacia abajo, la lucha se concentró por los puestos ulteriores. Ana Peleteiro, representante de España y entrenada por el mismo trainer de Rojas: Iván Pedroso, se quedó con el bronce tras ser inalcanzable su 14.87.

Los saltos de alegría y emoción se apoderaron del cuerpo de Yulimar Rojas al sospechar haber conquistado la hazaña, para emitir gritos y llanto luego de oficializado el anhelado guarismo planetario.

Algunas de sus rivales de esta ocasión, en franco gesto deportivo, felicitaron a la campeona, tal vez sintiendo como propio el inigualable momento. No siempre se está tan cerca de una estrella de la magnitud de quien en octubre cumplirá 26 años de edad.

Curiosamente, y tal vez sean los duchos y duchas de la astrología o mundos paralelos, quienes deban interpretar si existe alguna relación en el hecho de que el antiguo récord mundial fue impuesto en 1995, justo el año de nacimiento de la jerarca suramericana.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

error: Este contenido está protegido !!