¡Duro golpe al fascismo! Venezuela participa en la Cumbre Iberoamericana

Durante varias semanas, dirigentes de la derecha nacional e internacional con el apoyo de medios y agencias de noticias vinculadas a ese sector impulsaron una campaña contra la participación de Venezuela en la Cumbre que se celebra de manera semipresencial. Foto Internet

VEA / Yuleidys Hernández Toledo

Desde hace varias semanas voceros, prófugos de la justicia y golpistas de la derecha venezolana buscaban “impedir“ la participación de Venezuela en la Cumbre Iberoamericana que tiene como lema: ‘Innovación para el desarrollo sostenible. Objetivo 2030. Iberoamérica frente al reto del coronavirus’.

Uno de ellos fue el prófugo de la justicia y consumado golpista Julio Borges, quien el 18 de marzo aseguró que envió una misiva para condenar la participación del Gobierno constitucional en el evento. El supuesto  comisionado para las Relaciones Exteriores del golpista Juan Guaidó, aseguró en la carta que “la presencia de Nicolás Maduro a esta cumbre sería no solo una contradicción con los principios fundamentales que defienden las democracias iberoamericanas“.

Borges quien está involucrado en los robos de los activos de Venezuela en el exterior, también, acusó al jefe de Estado constitucional de supuestamente estar acusado de “narcoterrorismo“ y se refirió al precio que le puso la saliente administración de Donald Trump a la captura del mandatario nacional.

El reciente martes 20 de abril el prófugo de la justicia Leopoldo López, al darse cuenta que no podrían impedir la participación de Venezuela en la Cumbre, aseguró en su cuenta Twitter: «Lo insólito no es que Venezuela participe, sino que vaya a ser representada por Nicolás Maduro, cabeza de un régimen“.

Más adelante agregó el hombre que se da una vida de lujos en España sin justificar de manera clara de donde obtiene los recursos, «¿Qué hará Maduro en la XXVII Cumbre Iberoamericana? ¿En qué consistirá su intervención? Mentirá. Una y otra vez. Negará la existencia de una crisis humanitaria», manifestó den un artículo publicado en la agencia española Europa Press.

Un día antes, su pupilo, y el hombre que hace lobby en Estados Unidos contra el país, el prófugo Carlos Vecchio, manifestó su ira por la participación del Gobierno constitucional en la Cumbre, al escribir en su cuenta Twitter mensajes como: «Maduro pone en duda el prestigio de la Cumbre Iberoamericana. Maduro es tóxico, desconocido por el mundo libre y con una recompensa de $15.000.000 sobre él» .

Siguió con sus descalificaciones y mentiras al asegurar que supuestamente: «Maduro tiene peligrosos y demostrados vínculos con el narcoterrorismo internacional, como el ELN, FARC y Hezbollah; y regímenes como Irán, Rusia y Turquía. Además de atentar contra venezolanos, dictadura Maduro es una amenaza grave para paz, seguridad y estabilidad de la región«.

Y como niño malcriado Vecchio, uno de los promotores del robo de los activos de Venezuela en Estados Unidos, agregó: «No se puede tener una doble moral internacional en torno a Maduro, declarado como ilegítimo por la inmensa mayoría de los países de Latinoamérica, la Unión Europea, EEUU, Canadá, Japón, Marruecos y otros. Maduro no debe participar en la Cumbre. Solicitamos a los países miembros de la Cumbre Iberoamericana revisar la invitación al dictador Maduro o sus subalternos».

La realidad es, que una vez más la derecha nacional e internacional quedaron con los crespos hechos, pues el jefe de Estado, Nicolás Maduro, vuelve a ser ratificado como el único presidente constitucional de Venezuela.

La patria bolivariana participa en la vigésima séptima Cumbre Iberoamericana de Andorra. El país está representado por la vicepresidenta Ejecutiva de la República, Delcy Rodríguez.

Medios y voceros internacionales sumados a la campaña

Durante varias semanas, dirigentes de la derecha nacional e internacional con el apoyo de medios y agencias de noticias vinculadas a ese sector impulsaron una campaña contra la participación de Venezuela en la Cumbre que se celebra de manera semipresencial.

Las agresiones contra el país vinieron desde voceros de España. Ejemplo de ello fue el líder del Partido Popular, el ultraderechista Pablo Casado, quien solicitó al jefe del Gobierno del Reino español, Pedro Sánchez que Venezuela estuviese representado por el golpista Juan Guaidó, refirió el 7 de abril en su cuenta Twitter.

Pablo Casado es militante nada más y nada menos que del PP, el partido que fue condenado en mayo de 2018 por corrupción por su participación en la trama Trama Gürtel, una red de corrupción vinculada a la organización partidista.

A las declaraciones de Casado se sumaron los titulares de diversos medios internacionales que buscaban generar polémica por la participación de Venezuela en el evento que por primera vez se celebra en Andorra.

“Nicolás Maduro busca el protagonismo de una cumbre iberoamericana centrada en los efectos de la pandemia”, titulaba el 20 de abril el portal español El País. A lo largo de la nota aseguraban: “Nicolás Maduro arrasa con todo. El presidente venezolano, repudiado por buena parte de los países latinoamericanos, será el gran protagonista de una cumbre iberoamericana, la vigesimoséptima, muy atípica”.

Por su parte, el también portal español El Mundo, titulaba a primera hora de este miércoles 21 de abril: “Maduro rehúye la cumbre iberoamericana y le sustituirá Delcy Rodríguez por videoconferencia”.

En el texto para agredir al mandatario nacional usan frases como: “régimen chavista“, “Maduro significaba una verdadera prueba de estrés para la cumbre, en la que participa el Rey, y todos los presidentes iberoamericanos”. También aseguraban: “Cada vez más aislado en el subcontinente por el reproche de la comunidad internacional, la cumbre devolvía a Maduro a la primera línea internacional”.

El ultraderechista portal español ABC, que desde hace décadas mantiene una campaña agresiva contra la Revolución Bolivariana, tituló este 21 de abril: “Plantón de Maduro a la Cumbre Iberoamericana”. Como ya es costumbre en este medio, en el texto no perdieron la oportunidad de arremeter contra el Gobierno nacional al asegurar que la participación del presidente constitucional  “constituía el gran factor de desestabilización e incertidumbre“.

De igual forma el medio busca descalificar la presencia de la vicepresidenta de la República al asegurar: “Su gobierno chavista estará presente en la figura de su número dos”. 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

error: Este contenido está protegido !!