Néstor Rivero Pérez

nestor5030@gmail.com

El 14 de mayo de 1818, apenas recibir formal autorización del Gobierno neogranadino, el entonces brigadier Simón Bolívar, quien se encontraba en San José de Cúcuta al frente del Ejército Republicano de la hermana nación, se adentra a territorio venezolano y el mismo día pasa por la Villa redimida de San Antonio y San Cristóbal, mientras que la vanguardia, estacionada en Bailadores, toma camino a Mérida para asegurar su control y aguardar al héroe caraqueño con el resto de las tropas.

Acción triunfal

Con el grado de brigadier, Simón Bolívar había recibido de las autoridades neogranadinas el mando sobre las fuerzas del Bajo Magdalena. Sus operaciones liberaron la ruta fluvial a través de la cual circulaba el comercio de la región agrícola que abastecía a Cartagena y el tráfico con el exterior.

Así, pese a objeciones de importantes oficiales como Pedro Lavatud y Manuel del Castillo, quienes veían con recelo los triunfos y planes del caraqueño, este se granjeó la confianza y admiración de los estadistas Manuel Rodríguez Torices y Camilo Torres Tenorio, quienes manifestaron apoyo a sus proyectos.

Avance y objeciones

Entre diciembre de 1812 y enero de 1813 Simón Bolívar, en la localidad de Barrancas, a orillas del río Magdalena, en una campaña caracterizada por la sorpresa y celeridad, y para lo cual no estaban preparados los españoles, tomó, en menos de un mes, Tenerife, El Guamal, El Banco, Mompós, Tamalameque y Puerto Real de Ocaña.

De allí avanza al oriente, hacia la frontera con Venezuela, derrotando el 12 de febrero de 1812, en San José de Cúcuta, al realista José Correa. En Cúcuta se estaciona, por cuanto si bien confiaba en el tácito respaldo del gobierno de Cartagena, que le había nombrado general en jefe de dichas fuerzas, confrontó las objeciones del segundo jefe, Castillo y otros oficiales neogranadinos.

Autorización

De este modo Bolívar al frente de unos 800 hombres se ve obligado a esperar la autorización expresa del gobierno central, bajo la amenaza de Castillo de llevarse el grueso contingente que estaba bajo su directa responsabilidad y del que formaba parte el mayor Francisco de Paula Santander.

Así, habiendo llegado a San Antonio el 1° de marzo de 1813, Bolívar debió aguardar hasta el 14 de mayo, hasta recibir el texto autorizatorio para adentrarse a tierras venezolanas, si bien ya la vanguardia a cargo de Atanasio Girardot ese día se encontraba en Bailadores (provincia de Mérida), en observación de la fuerza enemiga.

 

Plan inicial

El plan inicial de Bolívar preveía dividir sus tropas en dos contingentes: uno a cargo de José Félix Ribas, que avanzase por la selva de San Camilo hacia Barinas y Araure; y el otro conducido por él mismo, vía Mérida y Trujillo, para reencontrarse ambas fuerzas en Guanare.

El retraso en la acometida frustró el proyecto inicial de la que la historia reconoce como “Campaña Admirable” o “Liberadora de Venezuela”, por cuanto los realistas del Occidente de Venezuela debían ponerse alertas.

Aunque al final ello les sirvió de muy poco, por lo impetuoso de la Campaña Admirable. En todo caso, sorpresa, celeridad, valor y pericia de los oficiales, y la coordinación en los desplazamientos, llevaría a Bolívar triunfante hasta Caracas.

El grito de justicia”

“(…) el augusto Congreso de Nueva Granada tocado de compasión al contemplar el doloroso espectáculo que presenta hoy el pueblo de Caracas, aún gimiendo en cadenas y…que está clamando vindicta contra los usurpadores de los derechos de la América, ha enviado su Ejército Libertador a restablecer en su antigua soberanía a las provincias que componen la República de Venezuela.

La gloria del Congreso y del Ejército que os ha redimido consiste en la magnanimidad de sus designios” (Simón Bolívar, Obras Completas, Cs, 1980, Tomo I, Pág. 503).

Sinópticos

Día Internacional de la Hipertensión Arterial

La hipertensión arterial es considerada una patología silenciosa. Diferentes asociaciones mundiales de salud dan a conocer cómo prevenirla y episodios de presión arterial alta, que pueden derivar en complicaciones cardíacas, renales, vasculares, etc., que pueden poner en riesgo, incluso la vida. Se estima que 25 por ciento de población adulta la padece en el mundo.

1789

Francisco de Miranda llega a Le Havre

El Precursor, quien cinco años atrás diera comienzo a un impresionante recorrido por los países del centro, norte y este de Europa, que le había llevado hasta la corte de Catalina II de Rusia, toca en Le Havre a orillas del río Sena (Francia). El caraqueño universal al iniciar su periplo en 1784 se había trazado como propósito “conocer el gran libro del Universo”, para ofrecer -una vez independizada la América sometida a la corte de Madrid- todo el conocimiento que acumulare, en servicio a su Colombeia. Este era el nombre que le asignaba a la gran nación que había de surgir de las colonias españolas. Cabe indicar que por ese tiempo el Precursor viajaba utilizando nombres ficticios para eludir la persecución inquisitorial de España.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

error: Este contenido está protegido !!