Veedores de la Unión Europea destacaron profesionalismo del CNE (+Documento)

La jefa de la delegación, Isabel Santos, evidenció, por otra parte, posturas injerencistas ajenas al proceso electoral desarrollado el 21-N. Foto Internet

VEA / Yuleidys Hernández Toledo

La Misión de Observación Electoral de la Unión Europea (MOE-UE), destacó el profesionalismo del Consejo Nacional Electoral (CNE) en las elecciones regionales y municipales del 21 de noviembre.

«El Consejo Nacional Electoral renovado en mayo de 2021, es visto como la administración electoral más equilibrada que ha tenido Venezuela en los últimos 20 años«, manifestó la jefa de la MOE-UE, Isabel Santos, al presentar un informe preliminar.

En declaraciones a la prensa, afirmó que la disposición de las autoridades del Poder Electoral es clave para seguir reconstruyendo la confianza en la vida política, al tiempo que destacó que «los cinco rectores lograron mejoras en los componentes técnicos de las elecciones a través del diálogo interno«.

Señaló que los comicios «fueron una primera prueba social para el regreso de la mayoría de los partidos de oposición a la competición electoral en Venezuela. Las elecciones se han desarrollado en mejores condiciones en comparación con procesos electorales anteriores».

Recordó además que fueron invitados por el Poder Electoral. «Hace 15 años que la Unión Europea no había venido a Venezuela con una misión de observación electoral; esto se ha hecho ahora. Esta labor ha sido posible gracias a la invitación del Consejo Nacional Electoral. Esto ha sido el resultado de un proceso de diálogo entre los actores políticos venezolanos».

Indicó que en total se desplegaron 136 observadores que estuvieron presentes en los 23 estados y visitaron 605 centros de votación.

A su juicio, la campaña política estuvo también marcada por el uso extendido de recursos del Estado, a pesar de que el marco legal establece una potestad sancionatoria en materia de financiación y publicidad de las campañas. En ese contexto, dijo que «el CNE necesita ser reforzado en sus poderes sancionatorios».

Aunque ofreció posiciones injerencistas, puntualizó que «las misiones de observación electoral no son un instrumento de injerencia, solo los venezolanos podrán decidir el futuro de su país».

Entre las declaraciones injerencistas que emitió, señaló una presunta falta de independencia del sistema de justicia venezolano.

«Nuestra misión ha podido constatar la falta de independencia judicial, la no adherencia al estado de derecho y que algunas leyes afectaron la igualdad de condiciones, la igualdad y transparencia de las elecciones», dijo.

También hizo mención a supuestas restricciones a la prensa, así como al establecimiento de los conocidos «puntos rojos» por parte del Partido Socialista Unido de Venezuela (PSUV).

Anunció que volverá «a Venezuela a finales de enero y principios de febrero para presentar el informe final de la misión».

A continuación la declaración preliminar.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

error: Este contenido está protegido !!