Nicaragua y Venezuela coordinan repatriación de cuerpos de fallecidos en accidente de tránsito

La vicepresidenta Rosario Murillo informó que la cifra de víctimas fatales de nacionalidad venezolana se elevó a 15. Foto Internet

VEA / Yuleidys Hernández Toledo

La vicepresidenta del Gobierno de Nicaragua, Rosario Murillo, informó que coordinan con autoridades venezolanas la repatriación de los cuerpos de los 15 venezolanos fallecidos en el accidente vial ocurrido el 27 de julio en la carretera Panamericana norte, en la cuesta conocida como “La Cucamonga”, ubicada en el departamento (provincia) de Estelí, 170 kilómetros al norte de la nación centroamericana.

Murillo informó que siguen coordinando con las autoridades venezolanas «para dearrollar los esfuerzos, identificar a las víctimas de este terrible accidente que todos conocemos ya», expresó a declaraciones a la prensa de Nicaragua, y que transmitió el portal El 19, a través de su canal en Facebook.

En sus declaraciones señaló que la cifra de víctimas fatales de venezolanos y venezolanas en el accidente de tránsito aumentó hasta el 29 de julio a 15 luego que en un primer momento las autoridades policiales de la nación centroamericana dieran a conocer que fueron 13. 

«Son 15 hermanos venezolanos que deben ser no solo identificados, ya fueron identificados, sino sus familias tienen que dar su consentimiento para la repatriación de los cuerpos y en eso estamos, indagando, ubicando y sobre todo queriendo contar lo más rápido posible con el consentimiento para que ellos reciban, como cada uno de ellos decida a sus seres queridos», agregó.

Dijo «que ese es un trabajo que lleva su tiempito pero lo estamos tratando de hacer a la mayor velocidad posible, con ritmo de corazón, de alma, con sentimientos encontrados».  Agregó que en los próximos días ofrecerán más detalles.

La Policía de Nicaragua informó el 28 de julio, que el día anterior, un autobús con decenas de pasajeros cayó en un abismo mientras viajaba desde Managua hacia la zona fronteriza de Nicaragua con Honduras, lo que dejó un total de 16 fallecidos. Ese día reportaron que 13 de las víctimas eran venezolanos. En el accidente, otras 47 personas resultaron heridas.

Las autoridades policiales informaron que el accidente ocurrió debido al exceso de velocidad con que era conducido el autobús, que antes de caer al precipicio impactó a dos automóviles livianos, uno de los cuales también cayó. El conductor de la unidad de transporte, de nombre, Alfredo Palma, de edad 46 años, salió ileso y se encuentran bajo arresto.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

error: Este contenido está protegido !!